lunes, julio 14, 2008

Voces del Extremo. Poesía y Capitalísmo en Moguer.

Este sábado cogimos el coche y nos plantamos en Moguer, donde se ha celebrado el X Encuentro de Poetas en torno a la POESÍA Y CAPITALISMO, que no a la poesía anticapitalísta, como muchos lo han entendido. Me hizo mucha gracia el comentario de una de las poetas que lo dijo en su intervención. En medio del recital soltó algo así como que nos pusiésemos a pensar si nosotros estábamos celebrando este encuentro comiendo como capitalistas, durmiendo como capitalistas...
Los recitales se han celebrado en la Fundación Zenoba y Juan Ramón, antigua casa natal del poeta restaurada en 2007. Las instalaciones son muy buenas y las salas y el patio donde se celebraron las lecturas acababan siempre llenas. Habrían de 20 a 30 personas en cada recital. Juan Ramón no se perdió una, ya que lo teníamos hasta en la sopa. Y cuando digo esto no exagero. Había imágenes de Juanra y del burrito por allí por donde pisábamos. El colmo fué encontrarme la imagen de su cara en un pub del centro interpretado como un cuadro de Warhol, a lo Marilyn Monroe. Y no hablemos de la azulejería, que nos va apuntando hasta el rincón en el que el pota se torció el tobillo con 12 años.

Uno de los descubrimientos del viaje ha sido el Hotel Plaza Escribano. De nueva construcción y de una limpieza y cuidado excepcionales. Muchos de los poetas se hospedaban allí. pero no había mucho tiempo para hablar con ellos, ya que las jornadas eran maratonianas. Mucho poeta, muchos conceptos, mucha poesía.


El último día, antes de la magnífica actuación de Elisa York y el Niño Atún, apareció José Caraoscura. Cantó algo de su repertorio y animó el ambiente con su particular sentido del humor.

Después, su mujer bailó para todos nosotros al ritmo de música India.

Y fue Bufet Libre uno de los recitales que más gustó de las jornadas. Los poemas intimistas de Elisa junto a la música del Niño Atún crean un ambiente muy particular que te atrapa desde el primer momento, pudiendo así saborear lentamente el cocktail de palabra y música que nos proponen.
Y Juanrra en cada esquina. Y Juanrra en cada esquina.
Antes de irnos Ana se comió un corazón de chocolate.

2 comentarios:

manolo g. dijo...

Te perdono que no vinieras al show chichimeca porque estabas en tierras de Mantecón. Ah, y felicidades con retraso!!

Cangrejo Pistolero dijo...

Gracias Manolo!
Intentaré no perderme vuestros recitales de Perfopoesía. Ya sabeis que soy FAN, FAN!

Un abrazo y palante!